Kabbalah.info - Kabbalah Education and Research Institute

La semilla de la vida

 

Transcripción:

La Semilla de la Vida

La fuente de la Cabalá proviene del conocimiento de uno mismo. A través de su propio ser, el hombre puede alcanzar los Mundos Superiores. Este método de desarrollo se emplea como cualquier otra ciencia, en donde un individuo observa nuestro mundo, con sus órganos sensoriales y la ayuda de diversos artefactos, anotamos y acumulamos toda la información. La Cabalá no es diferente. A través de los siglos, las personas que han ido captando más y más y han penetrado en los Mundos Superiores, han registrado este conocimiento y es así como se ha desarrollado hasta ahora.

Las fuerzas que bajan desde el Mundo Superior hasta este mundo, determinan todo lo que ocurre en el planeta. Cada zona geográfica se encuentra bajo el control de una fuerza específica, por lo tanto se dice que una persona que cambia la ubicación de su residencia cambia su suerte.

En particular los territorios de la Galilea, Safed y Miron, se encontraron bajo la influencia de poderosas fuerzas superiores. Durante un largo periodo hasta el siglo XVII, dichas fuerzas tuvieron una influencia positiva en el hombre, causando su desarrollo espiritual.

Los individuos llegaban ahí por instinto al percibir la presencia verdadera de las fuentes espirituales que podrían llenarlos, por esta razón se escribió que la antigua Galilea estaba tan densamente poblada, que no se podía encontrar un metro cuadrado de espacio libre.

Una generación se va y otra generación llega;

pero la tierra permanece por siempre.

El sol sale y el sol se pone,

y se apresura a regresar al sitio donde vuelve a aparecer:

El viento sopla hacia el sur

y se vuelve hacia el norte,

y en su carrera va girando sin cesar

y el viento regresa a su curso.

Todos los ríos fluyen hacia el mar, y sin embargo,

el mar nunca se llena,

Hacia el sitio adonde fluyen los ríos,

allí fluyen de regreso.

Eclesiastés.

Safed es la antigua ciudad que albergó a muchos cabalistas. Era una ciudad muy especial, sobre todo en aquella época en que se encontraba impregnada de espiritualidad; incluso la influencia de la Fuerza Superior era única y específica para cada región de la ciudad. El cabalista podía sentarse en su lugar para escribir y se podía saber por sus escritos, de qué parte de la cuidad provenía.

Así de profundo era el efecto de la Fuerza Superior que cambiaba de un distrito a otro. Así era la fuente de donde extraían el conocimiento, siendo diferente a la de su vecino. Sus escritos eran similares en esencia pero los articulaban de manera diferente; es un fenómeno muy interesante de observar y que nos permite escudriñar la superficie terrestre, su geografía cabalista, conforme a las fuerzas espirituales que actúan en ella.

El hombre se encuentra perplejo ante todo lo que sucede a su alrededor y no comprende cómo es que todo esto ocurre, cómo está conectado a un cuadro integrado de la naturaleza; cómo cada detalle minúsculo es vital, cumpliendo su propósito para la creación entera. Gradualmente, sin embargo, al ir estudiando la Cabalá, todo se aclara (Najman de Breslov).

Este segmento específico de la Cabalá estudia la evolución de esta fuerza. Podemos constatar cómo los países crecen, las naciones caen, nacen o desaparecen, prosperan, se reubican, se fusionan y demás ¿Por qué pasa esto? Es el resultado de los efectos de la Fuerza Superior que provoca estos cambios, desarrollos.

Abdad era una ciudad que se encontraba en el camino, que seguían las caravanas que iban de la antigua Persia hacia Egipto. De pronto desapareció, fue completamente destruida, mientras otras ciudades como Jericó, Jerusalén y el Cairo prevalecen. Hay muchas ciudades que se localizaban en este camino de caravanas que han desaparecido.

Para todo hay una estación,

y un tiempo para cada propósito bajo el cielo;

un tiempo para nacer y un tiempo para morir;

un tiempo para destruir y un tiempo para construir;

un tiempo para llorar y un tiempo para reír;

un tiempo para lanzar piedras y un tiempo para juntarlas;

un tiempo para amar y un tiempo para odiar;

un tiempo para la guerra y un tiempo para la paz.

Eclesiastés.

Cambió la fuerza espiritual que los gobernó, que los incorporó a sí misma que los sustentó. Podemos en la práctica, prever los cambios que van a ocurrir en la faz de la tierra, como consecuencia de los cambios de la Fuerza Superior.

La Fuerza Espiritual Superior que contribuyó en gran medida al renacimiento espiritual en la Galilea, desapareció alrededor de los siglos segundo o tercero de la era común, tal como quedó asentado hace mucho tiempo en el Talmud. La Galilea iba a experimentar la ruina espiritual completa.

Por otro lado está escrito que una fuerza que mostraría a toda la humanidad la salida de los abismos, del estado de caída y humillación en que existimos, saldría precisamente de la Galilea. Un lugar devastado, desprovisto de toda la espiritualidad que antes tuvo. Así continúa a través de los siglos hasta el siglo XV, cuando el gran cabalista el Arí llegó a Safed.

De una generación a otra, las mismas almas descienden a este mundo, vienen a desarrollarse avanzando más y más. Así que cada vez que se reencarnan, necesitan un nuevo método para alcanzar los Mundos Superiores. A medida que las almas van evolucionando requieren de un método más avanzado.

El Arí transformó, desarrolló y amplió este método para adecuarlo a todos; a cualquier grupo de gente, se trate de quien se trate, sin importar dónde estudie. A partir del siglo XVI y hasta el siglo XVIII emergieron grandes grupos de cabalistas de Europa del Este y en otros países.

En el siglo XIX el método lentamente fue desapareciendo ya que no era apropiado para las almas que bajaban al mundo en esa época. Esta degradación paulatina continuó hasta el siglo XX.

El cabalista Ashlag, mi maestro, hizo su aparición en este momento. Dos grandes cabalistas, el Rab Ashlag y su hijo, tomaron el método del libro del Zóhar y escribieron un comentario sobre el mismo que se llama HaSulam (La Escalera).

El nombre significa que cualquiera puede utilizar este método e ir ascendiendo por la escalera hacia los mundos espirituales. También escribieron un comentario que llamaron, enseñanza de las Diez Sefirot, utilizando el método que el Arí creó en sus libros en el siglo XV.

Estas Diez Sefirot que son inefables, de origen y fin inconmensurable, un abismo de bondad y uno de maldad, de altura y de profundidad infinitas, tienen su final y su principio fusionados; y así como es la llama a la braza ardiente, Su Señor es uno. Sefer Yetzirá (El libro de la Creación).

Las tumbas de mis dos grandes maestros están aquí, he estado conectado a ellos por muchos años, todo lo que recibo aún hoy, lo recibo a través de su alma. Esto es porque la Cabalá le permite a uno conectarse con el alma de su maestro, durante toda su existencia

A través de esta conexión, se puede lograr un enlace con las almas de otros cabalistas, pues la palabra espiritual implica una interconexión de todas las almas, en donde ellas se encuentran en el nivel más sublime, finalmente unidas en una sola. Al morir el cuerpo, el alma asciende y de inmediato se reviste en un nuevo cuerpo para iniciar otra vida.

El alma acumula nueva información en cada reencarnación. El cuerpo sin embargo, es siempre el de un ser humano. Siempre es masculino para un hombre y femenino para una mujer. Ocurre así de un ciclo de vida a otro, estos ciclos de vida se pueden comparar a un cambio de ropa, así como me cambio la camisa, así el alma cambia de cuerpo.

Las almas no se distinguen por sus atributos externos. El alma no le da importancia a cosas como a la apariencia personal. Aptitudes, nacionalidad y cualquier otra característica especial, lo cual es tan sólo un indicativo de la raíz espiritual del alma. Al final sin embargo, las almas ascienden de regreso a su raíz, en donde se unen en una sola.

Las almas de todos los hombres se unen en una sola alma que representa al hombre, y las almas de las mujeres se unen para formar a una sola alma que representa a la mujer. Estas dos piezas se integran para formar una sola alma, así es la unión entre Adán y Eva que el Creador quería hacer desde el principio.

No estamos hablando de una mujer y un hombre en este mundo, sino de las dos piezas en una estructura, en un todo espiritual, dos partes de un alma que se unen para formar un objeto perfecto espiritual.

Una vasija totalmente llena con la Luz Superior y la bondad que el Creador tenía dispuesta. Quiere decir que las diferencias entre las personas a nivel corporal, son únicamente la manifestación de su estado no corregido en este mundo.

Así que cuando un cabalista asciende neutralizando su cuerpo, es decir, sus atributos egoístas; se reúne con todas las demás almas. Está claro que no necesita visitar las tumbas o efectuar rituales, es totalmente innecesario y la Cabalá no trata estos asuntos. Los cabalistas no tienen la obligación de realizar acciones físicas en este mundo, todas sus acciones son internas.

El que no conoce la sabiduría de la Cabalá sólo percibe lo que es externo, aparente, corporal. La esencia sin embargo es interior y se puede alcanzar por medio de dirección interna (Ramjal).

Estoy rodeado por un mar inmenso de información, y recibo dispositivos de ésta, pero tengo muy poco alcance: la vista, el oído, el gusto, el olfato y el tacto. Los cinco órganos sensoriales. Si se pudiera incrementar la sensibilidad de estos órganos sensoriales, más allá de sus limitaciones, podríamos percibir el mundo real.

La Cabalá desarrolla un nuevo sentido, una pantalla, mediante la cual no sólo percibimos los cuerpos sino también las almas, las fuerzas superiores y la manera en que estas fuerzas influyen en nuestro mundo, en su descenso gradual desde los Mundos Superiores, por obra de la Providencia Superior.

La milagrosa verdad va a resplandecer, y los labios sólo podrán pronunciar la verdad, todo lo que se va a revelar en confidencia, sólo tu podrás verlo, y nadie más (Baal HaSulam).

¿Sabías que existen imágenes estereoscópicas creadas de tal forma que están constituidas por capas? Si se aprende a desenfocar la concentración del ojo, entonces las capas ocultas surgirán, y te van a revelar la vida dentro del cuadro. De una manera similar, la Cabalá permite el desarrollo del sexto órgano del sentido, y sintonizarlo a una frecuencia en que vas a poder ver el mundo en su totalidad.

Como el universo de las almas y la existencia del hombre antes y después de la muerte, te va a responder a la pregunta sobre el significado de la vida, antes de su inicio y después cuando termina. Te permite comportarte correctamente para que esta vida la vivas con provecho, te ayuda a ver tu misión en todos los ciclos de la vida hasta el presente y después de esta vida. Entras a un nivel de existencia donde experimentas la eternidad y la perfección.

La Cabalá se basa sólo en el desarrollo del sexto sentido sensorial, mientras que los otros cinco deben evolucionar de una manera natural. Esto significa que por ningún motivo una persona debe aislarse o limitarse en nada. La persona debe trabajar, tener una familia, convivir con los demás y ser una persona totalmente normal, dando y recibiendo de la sociedad en la que existe. Es éste justamente el estado que es necesario para desarrollar el sexto órgano sensorial dentro de ella.

Si una persona empieza a utilizar el método cabalista para avanzar por sí mismo, hacia el Mundo Superior, podría mejorar la calidad de los acontecimientos que se presenten y la forma que los perciba. En la medida en que voluntariamente se acerque al mundo Superior, cambia la dirección de la Fuerza Superior sobre él, de negativo a positivo.

La iluminación que rodea a alguien que se entrega al estudio de la Cabalá, le imparte una sensación de anhelo de lo Superior, otorgándole una abundancia de pureza, que le lleva mucho más cerca a alcanzar la perfección (Baal HaSulam).

En principio, todo el proceso que sigue el desarrollo de la humanidad, asegura que cada persona, sin importar quién sea o dónde se encuentre, va a alcanzar el nivel máximo de la existencia.

El hombre es la única criatura

que fue hecha para unirse con el Superior.

Al hombre se le ha colocado

entre la perfección y la deficiencia,

y es capaz de alcanzar la perfección.



 

 

Nuevo Curso Virtual

¿HAY SOLUCIÓN PARA EL ANTISEMITISMO?

Canal de Cabalá

The Books

Cabala_para_no_inciados-S-1
Cabalá para No Iniciados
Adquirir

Rescate_De_La_Crisis_Mundial-S-1
Rescate de La Crisis Mundial
Adquirir

Share On